lunes, 12 de mayo de 2014

Mascha Kaléko


Los primeros años

Abandonada
por la noche me lancé
a una barca
y alcancé una orilla.
Contra la lluvia, me apoyé en las nubes.
Contra el viento airado, en colina de arena.
No se podía confiar en nada,
sólo en la sorpresa.
Comí las frutas florecientes de la añoranza,
bebí del agua que da sed.
Extranjera, muda en regiones extrañas,
me helé de frío en los años lúgubres.
Como patria me elegí el amor.


Mascha Kaléko (Galitzia, Polonia, 1907 - Zurich, 1975)
Tres maneras de estar sola
Editorial Renacimiento, Sevilla, 2012.
Traducción de Inmaculada Moreno

No hay comentarios:

Publicar un comentario