martes, 4 de marzo de 2014

Xosé María Álvarez Cáccamo


Dous consellos

                                                            Para Mercedes

Hai paixóns mortais que se aparecen
con ollos candorosos, con inxenua
proposta case transparente. Non
cedas a ese engado, non te creas
cobarde por negarte
ás promesas felices. Talvez logo
deberás aceitar os dons dun sofrimento
inútil nesta altura. Isto aconsello.
Pera tamen che digo: Escoita
o ruído breve desas paixóns que nacen
arredor do teu día silencioso, abre
os ollos ás miraxes transparentes. Entra
con todo o teu poder en terra fértil
de promesas, vive
entregada ás últimas vontades de pracer
que un brevísimo outono che reserva.


Dos consejos

Hay pasiones mortales que se aparecen
con ojos candorosos, con ingenua
propuesta casi transparente. No
cedas a ese engaño, no te creas
cobarde por negarte
a las promesas felices. Tal vez pronto
deberás aceptar los dones de un sufrimiento
a estas alturas inútil. Te lo aconsejo.
Pero también te digo: Escucha
el ruido breve de esas pasiones que nacen
en torno a tu día silencioso, abre
los ojos a los espejismos transparentes. Entra
con todo tu poder en tierra fértil
de promesas, vive
entregada a las últimas voluntades de placer
que un brevísimo otoño te reserva.


Xosé María Alvarez Cáccamo (Vigo, 1950)
Ancoradoiro (Obra poética, 1983-2003)
Espiral Maior, A Coruña, 2003.
Versión de Andrés Vara

No hay comentarios:

Publicar un comentario