sábado, 1 de febrero de 2014

Fernando Ortiz


Viene el invierno

I

Viene el invierno. No, no desfallezcas.
Cuánto dolor; los años, desengaños.
Y, así, ves tu futuro con pie incierto.
¿Sabes cuánto te quiero?, ¿tú lo sabes?
¿Y eso no sirve? Nada sirve a veces.
Mas piensa en ti sin lástima, de veras.
¿Qué es lo que ves? No trates de mentirte:
Una mujer de rasgos que la vida
ha ido haciendo más bellos y más hondos.
La menuda viveza del jazmín
es penetrante como tu mirada.
Andas erguida, un poquitín deprisa,
pues tu camino es recto mas las sombras
te persiguen. No dejes que te alcancen.
¿No sabes que eres luz y que iluminas
de modo muy sencillo a quien se acerca?
A veces nada sirve, quién lo ignora.
Pero no olvides nunca lo que eres
y así serás, amor, mucho más bella.


II

Noviembre ya. Qué largo y fatigoso
y qué cruel este año fue el verano.
En la terraza miro las estrellas
y en este raro instante de sosiego
pienso en mi vida: pienso en ti, mi vida.
Y sé que no sabría qué decirte
sobre los años que pasamos juntos,
sobre los que quizás aún nos esperan.
Cómo contarte que el presente es vano
si tu presencia no le da constancia.
No, no son niñerías; yo te quiero.
Y necesito, ahora que anochece,
antes que se retiren las estrellas,
amor, tu mano, aquí, junto a la mía


Fernando Ortiz (Sevilla, 1947-2014)
Versos y años. Poesía 1975-2003.
Fundación José Manuel Lara, Barcelona, 2003.

No hay comentarios:

Publicar un comentario