jueves, 9 de enero de 2014

María Mercedes Carranza


Métale cabeza

Cuando me paro a contemplar
mi estado y miro su cara
sucia, pegochenta,
pienso, Palabra, que
ya es tiempo de que no pierda
más la que tanto ha perdido. Si
es cierto que alguien
dijo hágase
la Palabra y usted se hizo
mentirosa, puta, terca, es hora
de que se quite su maquillaje y
empiece a nombrar, no lo que es
de Dios ni lo que es
del César, sino lo que es nuestro
cada día. Hágase mortal
a cada paso, deje las rimas
y solfeos, gorgoritos y
gorjeos, melindres, embadurnes y
barnices y oiga atenta
esta canción: los pollitos dicen
píopíopío cuando tienen
hambre, cuando tienen frío.


María Mercedes Carranza (Bogotá, 1945-2003)
Poesía completa
Biblioteca Sibila, Fundación BBVA, Sevilla, 2010.

No hay comentarios:

Publicar un comentario